¿QUÉ SIGNIFICA EL ACOSO?

AntiBullyingDesde hace unos meses, en estas entradas a la bitácora de La Respuesta Creativa estamos buscando  fórmulas que nos ayuden a conseguir  felicidad laboral, la felicidad en el puesto de trabajo. Y, por supuesto, estamos analizando los items que nos producen infelicidad, para tratar por todos los medios de hacerlos desaparecer.

Hoy vamos a entrar en el tema que se ha convertido en la plaga más nociva del mundo laboral: el acoso. Lo que en los países anglosajones se conoce como “bullying”. Desgraciadamente no es nada raro escuchar declaraciones como estas:

“Era como si una nube negra hubiese descendido sobre la fábrica. Todo el mundo le tenía miedo a esa nube.

No sabía que estaba siendo acosada y hostigada; sentía que me estaban obligando a dimitir. Cualquier paso razonable que daba para resolver mi situación era rechazado, o peor aún, completamente ignorado. Cada vez se me trataba con más dureza, me encomendaban tareas totalmente nimias; de modo que cuando me quejaba de ello me encargaban tareas físicamente imposibles de realizar.

Para abreviar, al final me vine abajo. Todo esto no sólo me destruyó a mi sino a toda mi familia.”

Los seres humanos somos criaturas muy sociales y el sentimiento de pertenencia es quizás nuestra necesidad más profunda y primaria. El acoso significa apartar a una persona de la comunidad y aislarla para humillarla y burlarse de ella. Esta conducta quizás pueda parecer trivial vista desde fuera, pero no son las acciones de los acosadores en sí lo que hacen daño, sino el hecho de excluir al acosado.

El acoso resulta a menudo devastador. La gente se viene abajo mental y físicamente y puede tardar años en recuperarse. Si estás siendo objeto de acoso, es extremadamente importante que actúes inmediatamente. Habla con alguien, acude a tu jefe, pide un traslado, deja el trabajo. Cualquiera que sea la opción que te parezca mejor para ti, haz algo.

Un estudio sobre 2.000 empleados del Chartered Institute of Personnel and Development en el Reino Unido halló que el 20% había experimentado alguna forma de acoso u hostigamiento en su lugar de trabajo en los últimos dos años.

Nunca se hace suficiente hincapié en lo peligroso que puede llegar a ser y lo importante que es reaccionar y no quedarse esperando a ver si mejora. Si tu, o alguien a quien conozcas, estáis sufriendo acoso laboral, actúa ahora.

Y si eres una mujer que está sufriendo acoso sexual en el trabajo, no lo dudes ni un segundo:¡Denúncialo! Denúncialo ante tus compañeros, ante tus jefes, ante tu familia, ante la policía. Denúncialo cuanto antes. No permitas la doble agresión que significa el acoso sexual en el trabajo.

Anuncios